Make your own free website on Tripod.com
karmatron: virus

Home
Karmatrón: Virus
Kv1.0
Robots
kundalinis
mas kundalinis
EL MAL
VIRUS TEAM
TEXTO
cap 1
cap 2
cap 3
cap 4
cap 5
capítulo 6
capítulo 7
capítulo 8
mas imagenes
nuevos diseños
cap 5

Enter subhead content here

Enter content here

La pequeña nave en forma de disco parecía no moverse ante el basto espacio, habían transcurrido probablemente varios dias desde que partieron de Ascii, pero en la inmensidad del espacio era dificil saberlo. Los cuatro extraños guerreros kundalini se encontraban inquietos y por mas que lo intentaban no podían encontrar la paz interior que tanto anhelaban y la perturbadora presencia de Chat, el pequeño poseído por el espíritu de su ancestro, un hombre que vivió en una época de la cual solo se escuchan leyendas e historias de hadas, no hacía las cosas más fáciles. ¡Esto es insoportable! - exclamó Veitch - ¡llevamos una eternidad sin ni siquiera saber a dónde vamos! - Chat contestó tranquilamente y sin voltear a verlo - Esperamos - ¿Esperamos?... ¿a qué?, ¿a que se desbarate esta vieja cosa que nos dieron por nave? - Esta vieja cosa estuvo al servicio de "El" - dijo Chat - no falló en aquel entonces y no fallará ahora - Danna se acercó y dirigió su voz suave hacia Chat. - Díganos por favor, ¿qué es lo que esperamos? - A que "El" nos envie una guía astral que nos indique el camino a seguir- contestó el joven poseído - La voz metálica de Gloya se impuso en la sala de controles de la peculiar nave - ¿Pero quién es ese "El" de quien tanto murmuraban tú y el maestro Lagarto?. ¡Contesta espíritu! - No está en mí decir quién es "El", lo que si puedo decirles es que muy probablemente al igual que yo, no sea mas que un alma perdida más, pero que tal vez sea la única esperanza que les queda. Aunque al juzgar por lo que veo dentro de esta nave, tal vez eso sea lo único que quede ya...almas perdidas. - Está bien - dijo Veitch - por ahora no nos queda otra más que tomar tus acertijos- Pero... - agregó Danna - yo aún quisiera saber contra qué nos enfrentamos, ¿quién es MARA A KAME? ¿cómo fué que logró que cayera Merú?- ¿Contra quién luchan? - Dijo con voz sarcástica Chat - Luchan contra el amargo sabor del amor, el cruel recuerdo de la última caricia, el fin de la inocencia. Contra las fuerzas mas elementales que mueven al multiverso. - Volteó su mirada hacia Oztrando que yacía callado en un rincón- el gnomulón tiene una idea de que hablo... el mal vive dentro de el, esperando pacientemente- Guárdate tus intrigas, espíritu - dijo Oztrando - ¿Intrigas?. Bueno no importa... la señal está aquí - Los ojos de Chat se iluminaron - "El" nos llama-  Chat se dirigió al tablero de control, ingresó unas coordenadas y tomando por desprevenidos a todos,la nave se dió una tremenda sacudida. - ¡por el Gran Espíritu! ¿Qué ha pasado? - Exclamó Danna ante sus desconcertados compañeros - Gloya revisó las lecturas de la antigua nave - ¡Esto dice que estamos practicamente del otro lado de nuestro universo! - No puede ser exclamó Oztrando sorprendido- Yo no me equivoco - agregó Gloya - Es correcto - se escuchó decir la voz de Chat - Tao nos ha llevado hacia "El", al otro lado del universo.- Quién fuera a pensar que esta cosa fuera capaz de semejante azaña - comentó Veitch un poco incrédulo aún. Fue entonces que Danna hizo un descubrimiento - ¡Chat, tu rostro! - La cara del pequeño Chat se encontraba cubierta de moretones y finos hilos de sangre escurrían de su nariz. - Es inevitable - dijo Chat - este joven cuerpo no resistirá por mucho tiempo, no está preparado para  hospedar a las fuerzas oscuras que han logrado el que yo posea su cuerpo. - En efecto, los cuatro kundalinis en su intento de evitar enfrentar la situación que los había colocado en esa extraña alianza con fuerzas oscuras,  capaces de poseer a un niño, no se habían percatado de las lesiones que cubrían el cuerpo del joven Chat. El cuerpo llevado al límite estaba perdiendo estabilidad. Los vasos sanguineos se colapsaban y pequeñas hemorragias internas se dispersaban por su piel. - ¡Por el Gran Espíritu! Esto es una locura - Exclamó Veitch - Todos estos últimos días han sido una locura - agregó Oztrando - pongámosle fín. - Bien dicho inorgánico - intervino Chat - veo que mi percepción de tí no ha sido del todo erronea. Ya sé hacia dónde dirigirnos, "El" me ha enviado las coordenadas finales, pronto estaremos junto a los caballeros Karmatrón y podremos saber cúal ha sido su destino - Y cual será el nuestro - agregó la metálica voz de Gloya.
Después de un tiempo la vieja nave entró a la atmósfera de un planeta golpeado por feroces fenómenos climáticos, años de radiaciones y al juzgar por algunas ruinas de lo que en el pasado debió ser una desarrollada civilización, golpeado también por la guerra. Fue entre los restos de algunos edificios que Tao tocó suelo y abrió su compuerta, para así presentar a ese desolado mundo su peculiar tripulación. El pequeño Chat al frente cubierto por Gloya y seguidos por el resto. - Que mundo mas horrible - comentó Danna mientras el fétido olor calaba las mucosas de su nariz y observaba el cielo rojo. ¿Qué lugar es este? - preguntó Veitch , a lo que Chat contestó - Esperemos que sea donde todo termine. - Oztrando miró a su alrededor - Indica el camino espíritu, ¿hacia dónde debemos avanzar? - ¿Hacia dónde ir? - exclamó Chat - ¿no lo percibes? - Oztrando guardó silencio por un momento para luego exclamar - sí!...sí!... el fatídico aroma de la muerte. ¿Es acaso ese el terrible final que dices nos espera? - a lo que Chat respondió- Para estos momentos ya deberías saber que hay cosas peores que la muerte... y si aun no lo crees, te aseguro que puedes confiar en mi palabra. Por lo pronto, emprendamos el camino. -
Y fue así como iniciaron el recorrido entre los escombros de lo que fuera una gran ciudad, de vez en cuando se cruzaban con algunos restos de los que fueron los antiguos pobladores, esqueletos, craneos, miles de tumbas por todo el lugar, algunas ni siquiera terminadas de cabar, como si algún mal repentino lo hubiera arrazado todo. El denso aire putrefacto apenas y era tolerable, daba nauseas, pero para los cinco viajeros, era muy claro que ese era el último de sus problemas, aún debían encontrar a los caballeros karmatrón, asumiendo que aun vivieran, y enfrentar a un mal tan terrible y poderoso que fue capaz de causar la caída de Merú y la casi erradicación de los guerreros kundalini y que hasta hace poco casi  acaba con sus vidas. ¿Estaban listos para enfrentarlo?, la pregunta retumbaba en sus mentes. Nadie se atrevía a expresar sus dudas, pero no era necesario, las palabras salían sobrando. De pronto Gloya se detuvo e hizo una señal a los demás. - ¡Atras!. Mis sensores estan detectando algo - Gloya señaló un edificio - detras de esa estructura - Danna encendió su cuerpo y salió volando a gran velocidad hacia la dirección indicada seguida de Veitch en su forma líquida. Gloya tomó entre sus brazos a Chat y Oztrando y accionó sus propulsores para alcanzar a sus compañeros y colocarse en el frente. No tardaron mucho en observar su objetivo, decenas de hombres y mujeres se encontraban desnudos rodeando a lo que pareciera un centenar mas que yacían apilados unos sobre otros. Algunos se dirigieron hacia los 5 exploradores -¿Quien avanza? ¿Ustedes no son MARA'  A KAME, sin embargo se esconden bajo la oscuridad, no hay otra forma de llegar hasta aquí - dijeron en coro, mezclando sus voces en una, prolongandose en un espectral eco, que parecía retar al infinito. - Nuestra identidad es nuestro asunto - contestó Chat - ahora demando libre tránsito - Vaya, vaya- dijo una de las mujeres- cada vez nos visita mas carne con delirios de autoridad - Sin embargo no es el caso del pequeño... un espíritu refugiado bajo la carne de un infante - agregó un hombre - y los demás se cobijan con un manto de prácticas oscuras.  - En ese caso tal vez debieramos ser mas cordiales... -dijo la mujer - e invitarles un bocado - y dicho esto la mujer extendió su brazo y dirigió su boca hacia este y clavó sus dientes atravezando piel y músculo, arrancando y degluyendo ante el asombro de los kundalinis los tejidos que cubrían su extremidad. Las voces se unieron nuevamente en una - !un bocado! !un bocado! - repetían una y otra vez sin parar, mientras se unían al acto de canibalismo deborándose unos a otros apasionadamente - ¿Nos acompañan al festín?- preguntó la mujer  mientras varias siluetas mostrando su anatomía mutilada por la gula se acercaban cada vez mas - ¡Atrás! - les gritó Danna mientras creaba una gran llamarada que los obligó a retroceder. - No se preocupen- dijo uno de los hombres - no está en nosotros despojarlos de sus vidas. Nosotros somos nuestro propio verdugo, ese fué el fín que nos asignó "el que todo lo corrompe". Así como tarde o temprano les asignará a ustedes el suyo... así como se los asignó a aquellos que vinieron antes que ustedes... - Y los cuerpos desnudos se apartaron, y los cientos que yacían apilados fueron levantándose para dejar al descubierto aquello que cubrían con recelo... los cuerpos de los cuatro caballeros karmatrón - ¡Un bocado! ¡Un bocado! ¡Un bocado! - se oían las voces...y el infierno se desató...